¿Cómo freír almendras?

¿Cómo freír almendras?

Muchas veces habrás probado unas almendras fritas con un toque de sal, que notas de alta calidad pero que al freírlas no han quedado muy bien. En este artículo te vamos a ayudar a cocinar unas estupendas, sabrosas, ricas y saludables almendras fritas con los siguientes consejos.

Cómo freír almendras con piel

Freír almendras con piel no tiene ningún misterio, ya que es una receta fácil, sencilla de cocinar y que todo el mundo puede hacer de manera rápida y casera

Ingredientes:

Receta:

Primero ponemos sobre el fuego una sartén mediana que nos permita extender bien las almendras por toda la superficie. Después cubrimos en su totalidad con el tipo de aceite que hayamos elegido.

Encendemos la vitrocerámica/gas a fuego medio y dejamos cocinando unos 5/7 minutos. Importante: debes tapar mientras se fríen para que no salte el aceite. Cuidado al levantar la tapa y comprobar si están fritas para que no te salte.

Nada más sacar de la vitrocerámica la sartén, con una espumadera poner las almendras en un recipiente que tenga papel absorbente para quitarle el exceso de aceite. Echar la sal al gusto.

Dejar reposar 1 minuto o 2 y guardar las almendras en un recipiente cerrado.

Truco: este es un truco nos lo enseñó la abuela. Cuando metas las almendras en la sartén, rompe alguna por la mitad para que cuando cambie de color sepas que ya están listas para sacar.

Cómo freír almendras crudas y con piel perfectas

Cuando hablamos de almendras como aperitivo siempre nos imaginamos un plato de almendras sin piel y fritas, pues aquí te explicamos cómo hacerlas para que te queden muy sabrosas, en su punto justo.

Las almendras fritas son un alimento sano y fácil de preparar. Necesitaremos:

  • 200 g almendras peladas y crudas
  • Aceite de oliva preferentemente (porque no cogen sabor y se puede usar para otros platos)
  • Sal gorda
  • Una sartén mediana
  • Papel de cocina (absorbente)

Receta:

Ponemos al fuego la sartén con aceite que cubra la base de la sartén de forma generosa y calentamos. Para saber que ya está suficientemente caliente echamos una almendra y comprobamos que salen burbujitas, este será el momento de echar el resto de las almendras.

Removemos las almendras todo el tiempo para que se cocinen todas por igual, tardaran más o menos 2 minutos en empezar a tomar color y este momento es el adecuado para sacarlas.

Las sacaremos con la espumadera a un plato con papel de cocina para quitar el aceite que sobre y antes de que se enfríen les pondremos la sal al gusto, si las vas a usar de aperitivo.

Si las quieres para hacer una salsa u otra receta déjalas sin sal. Puedes usar estas almendras para acompañar cualquier plato, siempre le da un toque de sabor diferente y original.

Recomendación con el aceite: puedes utilizar aceites de oliva refinados, Suave o Intenso, en función del toque de sabor y acidez que quieras proporcionales. Además, este aceite podrá ser reutilizado conservando sus propiedades de manera más óptima.

promoción tienda Ybarra

Cómo freír almendras con sal y extra saladas

Si queremos que nuestras almendras queden impregnadas de sal es fundamental que la sal no sea muy fina y echarla cuando aún estén calientes. Esto permitirá impregnarse a la sal y pegarse a las almendras mientras que se enfrían. Hay que dejarlas enfriar bien unas 10 o 12 horas antes de guardarlas en algún recipiente, ya que las almendras conservan mucho el calor y se quedarían blandas si las guardamos demasiado pronto.

Las almendras saladas suelen ser un buen acompañamiento, en algunos sitios se usan como tapa o para picar entre horas, con ese toque de sal para tomar al mismo tiempo una bebida fresca.

Aprende a pelar las almendras de forma sencilla y rápida

Quitarle la piel a las almendras es muy sencillo, vamos a enseñarte:

Tan solo tenemos que poner agua a calentar y cuando esté a punto de hervir echaremos las almendras y las dejaremos entre 30 y 45 segundos. Las sacamos a un plato con papel absorbente y dejamos que se enfríen para no quemarnos y quitamos la piel empujando o frotando con los dedos. Y ahora solo nos queda freírlas. ¿Has visto fácil que es aprender a pelar las almendras?.

Cómo freír almendras en sartén

La sartén es el instrumento más adecuado para freír almendras, ya que nos permite vigilar fácilmente el punto de cocinado de las almendras para que no se quemen.

Para freír almendras es importante no separarse de la sartén mientras que se hacen y removerlas constantemente.

Ponemos aceite en la sartén y calentamos, echamos las almendras y removemos hasta que las almendras empiecen a cambiar su color. Entonces las sacaremos a un plato con un papel absorbente cuando pase un ratito y no tengan exceso de aceite le echaremos la sal, preferiblemente gorda.

Te recomendamos no dejarlas dorarse mucho para que no se os quemen, ya que las almendras conservan mucho el calor.

Almendras crudas con piel

Cómo freír almendras en el microondas

El microondas permite a aquellas personas que tienen menos tiempo freírlas de manera fácil y rápida.

Necesitaremos un recipiente para cocinar en microondas o un plato y una tapa apta para microondas.

Ponemos las almendras en nuestro recipiente y le añadimos una cucharadita de aceite de oliva Virgen Extra y sal fina, mezclamos bien para que quede todo bien impregnado.

Ponemos la tapa y calentamos 2 minutos a potencia media, sacamos y removemos. Lo volvemos a meter al microondas a máxima potencia 1 minuto, las sacamos y ahora tenemos que conseguir el color, algo que haremos a media potencia parando cada 30 segundos, no dejándolas muy oscuras.

Para servirlas ponles un poco de sal.

Truco: si las almendras se quedaron de un color muy mate, añádeles media cucharadita de aceite de oliva Virgen Extra, mezcla y después le añade la sal gruesa.

Selección de Aceites de Oliva Premium

53,44 IVA incluido
79,19 IVA incluido
5,29 IVA incluido
A partir de la compra de 6 unidades obtendrás un 10% de descuento
5,29 IVA incluido
A partir de la compra de 6 unidades obtendrás un 10% de descuento
5,29 IVA incluido
A partir de la compra de 6 unidades obtendrás un 10% de descuento
5,29 IVA incluido
A partir de la compra de 6 unidades obtendrás un 10% de descuento
12,25 IVA incluido
A partir de la compra de 12 unidades obtendrás un 10% de descuento
11,23 IVA incluido
A partir de la compra de 15 unidades obtendrás un 10% de descuento
10,11 IVA incluido
A partir de la compra de 15 unidades obtendrás un 10% de descuento
10,11 IVA incluido
A partir de la compra de 15 unidades obtendrás un 10% de descuento

Tostar almendras con un poco de aceite, freír levemente

En algunas recetas como, por ejemplo, la del pollo con almendras, las almendras no son fritas, sino tostadas. En estos casos la fritura apenas emplea aceite y no debes parar de moverlas en la sartén con un fuego fuerte, al máximo.

¿Qué pasa cuando frío una almendra con sus propiedades?

Cuando fríes las almendras suelen mantener todo su potencial nutritivo y conservar sus propiedades, por ello, pueden proporcionarnos numerosos beneficios para la salud gracias a su composición: proteínas, hidratos de carbono, minerales, vitaminas y ácidos grasos saludables para el corazón, además de ser una fuente de fibra esencial para la flora intestinal.

Si quieres tener más información sobre los beneficios y otros aspectos de las almendras aquí tienes un estudio de sus beneficios para la salud.